Cinnamon Rolls rellenos de crema de cacao y frosting de crema de queso


Hola a tod@s! Hoy vengo con receta dulce, no sé por qué, el fin de semana me apetece más preparar recetas de repostería, pues me gusta mucho y me desestresa :-)
No es la primera vez que preparo estos rollos de canela con aceite de oliva y es que además de que quedan igualmente ricos, son más saludables que con mantequilla.
Para la masa he utilizado azúcar blanco y azúcar moreno de caña, que me encanta utilizar. El relleno es de crema de cacao y el frosting de crema de queso. Un bocado delicioso e ideal para el desayuno o para tomar con un  Capuccino a media tarde.
Y, por cierto, la masa la he preparado en mi inseparable Panificadora :-)

INGREDIENTES:

450 gramos de harina de fuerza
1cuadradito de Levadura Levital
260 ml de leche templada
45 gramos de azúcar blanco
45 gramos de azúcar moreno de caña de mi caja Disfrutabox
7 gramos de sal
75 ml de aceite de oliva
1 huevo tamaño L
Un chorrito de extracto de naranja

Para el relleno:
Crema de cacao Iberitos

Para el frosting:

250 gramos de queso crema
125 gramos de yogur natural
2 cucharadas soperas de azúcar glas
60 ml de leche

PREPARACIÓN:

Como he elaborado la masa en la Panificadora, el proceso es bien sencillo.
Conectamos la Panificadora y en la cubeta añadimos la leche templada junto con la levadura desecha, los dos tipos de azúcar, el AOVE, el huevo, la sal, el chorrito de extracto de naranja y, por último, la harina tamizada y a cucharadas, no de golpe.
Seleccionamos el programa de masas que en la mía que es la Princesss es el número 8 y dura  1:30 minutos.
Durante los primeros 30 minutos, aproximadamente, dejamos puestas las palas mezcladoras para que amase y luego las retiramos para poder sacar la masa más fácilmente.
Durante la hora restante la masa fermenta y sube hasta llegar prácticamente al borde de la cubeta.
Pasado ese tiempo, ya podemos sacar la masa y procedemos a elaborar los rollos de canela.

Colocamos la masa sobre una superficie enharinada y estiramos con un rodillo, hasta que quede un rectángulo de un grosor de 1,5 cm aprox. Con una espátula añadimos porciones crema de cacao repartidas por toda la masa.
Enrollamos como si fuera un brazo de gitano. Entonces, cortamos porciones que quedarán con la forma típica de estos rollitos, más bien gruesas. Dejamos que leve otro poco más, yo con el horno caliente al mínimo de temperatura y apagado.

Llevamos al horno y calentamos con calor arriba y abajo a 180ºC, durante unos 25-30 minutos, hasta que queden ligeramente doraditos.

Cuando los saquemos los cubrimos con el frosting y quedarán brillantes y riquísimos.



Besos y feliz día a tod@s! Muchas gracias por vuestros comentarios!

6 comentarios:

  1. Me encanta tu blog y tambien tus recetas
    Te dejo un abrazo desde Miami

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muchas gracias y un abrazo enorme para ti y los tuyos 😘

      Eliminar
  2. Que ricos!! Me encantan estos dulces
    Besos.

    ResponderEliminar
  3. Hola, María Jesús
    Qué ricos tienen que estar esos cinnamon-rolls en el desayuno, lástima no poder llevarme un par para el desayuno de mañana. La combinación del cacao con el frosting de queso tiene que resultar deliciosa.
    Un besazo, guapa.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Maca muchas gracias guapa y aquí te dejo un par para cuando quieras 😘

      Eliminar

Muchas gracias por tu visita y dedicarme unas palabras...

Imprimir